Hacia una red continental de comunicación sindical

Éste martes,  se  llevó a cabo el  encuentro de comunicación de la Confederación Sindical de las Américas. Participaron centrales obreras de todo el Cono Sur. “Creemos que hay que crear medios propios, y lo hacemos para disputar el sentido con los medios empresariales”, dijeron desde la CTA Autónoma, que participó con una delegación diversa y federal.

Por Redacción *

El Encuentro Subregional de Comunicación del Cono Sur se realizó de manera virtual como antesala de la Conferencia Continental de Comunicación Sindical que se llevará a cabo el 27, 28 y 29 de octubre y cuyo objetivo es desarrollar una estrategia en las Américas sobre la necesidad de potenciar la comunicación sindical y popular y avanzar en su democratización. Unos 80 representantes de centrales sindicales del Cono Sur (Argentina, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay) analizaron el estado de situación, las problemáticas y las estrategias para aportar en las jornadas de octubre.

La apertura del Encuentro estuvo a cargo del secretario General de la CSA, Rafael Freire, quien planteó el desafío de “articular a decenas de miles de estructuras sindicales que tenemos en la región a través de 49 centrales afiliadas y de que todo sindicato, toda federación, toda afiliada o afiliado tengan algún medio de comunicación”. Y dejó una serie de interrogantes: “¿Cómo fortalecemos la comunicación sindical, cómo hablamos con la clase trabajadora, cómo hacemos comunicación contrahegemónica? Hoy empezamos este desafío rumbo a la Conferencia Continental de Comunicación”, respondió.

Tras un análisis de la situación comunicacional en las Américas, se puso en debate el documento base para la Conferencia Continental de Comunicación, el cual avanza sobre temáticas como la democratización de la comunicación y el sindicalismo; plataformas, algoritmos e impactos en la libertad de expresión; comunicación popular, medios alternativos y convergencia de la comunicación en las Américas; medios alternativos: instrumentos de la clase trabajadora; desafíos de la comunicación sindical y la CSA; balance de la comunicación sindical de las centrales; y construcción de políticas de comunicación sindical.

Al respecto, la responsable de Comunicación de la CSA, Caroline Coelho Carol calificó a este debate como “un desafío fundamental para la región: hablar de la comunicación es central para el movimiento sindical porque  está en el centro de la disputa política para enfrentar a los gobiernos neoliberales”.

Dicho documento advierte: “Si, por un lado, la población, y las organizaciones sindicales y sociales, lograron armar sus canales y comunicarse directamente con su base y sus diversos públicos, con una diversificación de la producción de contenidos, por otro lado, la circulación se volvió cada vez más concentrada y dependiente de las plataformas digitales.

En primer lugar, las plataformas moldean la forma de los contenidos (como los mensajes de hasta 280 caracteres en Twitter o la obligatoriedad de imágenes en Instagram). Nuevas plataformas, basadas en video, como TikTok, demandan una capacidad de producción mayor de los movimientos sociales para cumplir con sus formatos. Esto incluso ejerce presión sobre la propia construcción de los discursos y modos de comunicación con los públicos objetivo, imponiendo nuevas métricas, como me gusta, compartir y comentar.

En segundo lugar, definen la dinámica de alcance de los mensajes (con horarios, formatos y temas más o menos aceptables según sus algoritmos). En los últimos años, por ejemplo, Facebook ha reducido el alcance de las páginas, cortando radicalmente el alcance no solo de páginas y vehículos, sino también de organizaciones. En Google, los cambios en los criterios de resultados de búsqueda también determinan si se “encontrará” una página de un sindicato o una campaña”.

“Como empresas capitalistas, estas plataformas buscan ingresos de diversas formas. Uno de ellos es la publicidad a partir de perfiles, como ya se mencionó. Con ello, la comunicación sindical y de los movimientos sociales contribuye de alguna manera a la creación de estos perfiles, que luego pueden ser explotados por quienes tengan los recursos para hacerlo, inclusive por los empresarios tanto de los segmentos de cada movimiento como por las fuerzas conservadoras en general en elecciones de debates públicos, inclusive para la difusión de fake news. El segundo es cobrar por alcance, ya que no todos los mensajes llegan a todos los seguidores.

De esta forma, estos entornos comercializarán aún más el debate público, creando posibilidades para quienes poseen recursos financieros, como empresarios y fuerzas políticas conservadoras y de extrema derecha, y dificultando aún más que las organizaciones, con pocos o ningún recurso, hablen con sus seguidores y, igualmente importante, más allá de sus “burbujas”.

Finalmente, las propias plataformas se han convertido en productoras de contenido y favorecen estos, como los programas propios de YouTube o Spotify, así como los de AppleTV. Con ello, crean barreras a la difusión de los discursos contrahegemónicos”, completa.

 

Desde Argentina

Junto a la CUT-A de Paraguay, la CUT de Chile, la UGT y la CUT de Brasil, estuvieron representadas las tres centrales argentinas, CGT, CTA Autónoma y CTA de los Trabajadores. La Central  Autónoma presentó una delegación con representantes de distintos puntos y organizaciones del país.

Nuestras voces

Mariana Mandakovic: “Hacemos comunicación para construir poder popular. Necesitamos que el pueblo, excluido de esa construcción hegemónica, pueda ser sujeto de la comunicación porque cuando decimos comunicación alternativa, ¿alternativa  a qué? Es una manera de no mirarnos a nosotros mismos. Hay que pensar los medios propios, los medios comunitarios y cooperativos estratégicamente porque tienen una centralidad importantísima. Las y los trabajadores no estamos solo en las centrales sino también en la sociedad”.

Federico Chechele: “Desde la CTAA trabajamos de manera coordinada con nuestras webs, redes y actividades en las calles y encuentros nacionales y regionales. Además, creemos que hay que crear medios, y lo hacemos, por eso desde hace cuatro años formamos Canal Abierto, un medio digital con agenda propia que disputa el sentido con las noticias de los medios empresariales”.

Mariano Vázquez: “El neoliberalismo estigmatiza a la clase trabajadora, niega su voz y apunta a romper su estructura organizativa, a la vez que brinda un altavoz y blanquea los discursos de odio y de extrema derecha. Esta Conferencia Continental debe ser una oportunidad para avanzar en una agenda comunicativa integrada y eficaz del movimiento sindical”.

Rosario Hasperué: “Como clase trabajadora tenemos que pelear en este terreno. Masificar nuestra prensa, que más que alternativa debe ser masiva y para eso necesitamos crecer. Como clase trabajadora tenemos el desafío de pasar de la calle a las redes y de las redes a las calles. El medioactivismo no es solo una manera de comunicarnos, sino también de organizarnos para dar la batalla ideológica, cultural y política”.

Darío Fuentes: “La realidad de las comunicaciones actuales, lejos de democratizar se ha concentrado en todos los soportes existentes, profundizando asimetrías. Por eso, la importancia de este tipo de acciones que encabeza la CSA a nivel continental, fortaleciendo los medios propios y creando redes regionales que potencien el trabajo de los equipos de comunicación sindicales”.

Alicia Rivas: “Hay que contrarrestar el avance de esta ola neoliberal antiderechos; avanzar en procesos de democratización y descentralización de la comunicación, porque sigue habiendo una producción de contenidos centralizados. Producción de contenidos, mapear las organizaciones y medios alternativos, multiplicar voces y redes, como lo hace el movimiento feminista, para que pueda circular nuestra palabra”.

 

La Confederación Sindical de Trabajadores y Trabajadoras de las Americas (CSA) es la expresión sindical regional más importante del continente americano. Fundada el 27 de marzo de 2008 en la Ciudad de Panamá, afilia a 48 organizaciones nacionales de 21 países, que representan a 55 millones de trabajadores. La CSA es la organización regional de la Confederación Sindical Internacional (CSI) que se fundó en 2006.

Participaron Mariana Mandakovic (Secretaria de Comunicación y Difusión de la CTAA Nacional); Federico Chechele (Director de Prensa de la Asociación Trabajadores del Estado y de Canal Abierto); Rosario Hasperué (Secretaria de Comunicación y Difusión de la CTAA Buenos Aires); Joana Giménez, (Juventud Nacional de la CTAA); Darío Fuentes (Director de Comunicación de la Confederación Latinoamericana y del Caribe de Trabajadores Estatales); Alicia Rivas (Secretaria de Comunicación y Difusión de la CTAA Misiones); Fabián Piedras (Integrante de la Secretaría de Comunicación y Difusión de la CTAA); Eliana Sotelo (Juventud de la Coordinación Nacional de Trabajadores de la Industria); Javier López (Comunicación de la Federación Nacional Territorial); Nahuel Garzón (Responsable de Comunicación de la Juventud de la CTAA); Leonardo Matheos (Director de la Secretaría de Comunicación y Difusión de la CTAA); Bárbara Arias (Secretaria de Prensa del Círculo de Prensa de Córdoba); Cecilia Rodríguez (Prensa ATE Misiones); y Mariano Vázquez (Secretaría de Relaciones Internacionales de la CTA Autónoma). También estuvo presente Leo Vázquez, Editor General de Canal Abierto.

*Fuente: Canal abierto y CTA Autónoma Internacionales|lustración: Marcelo Spotti|

www.prensared.org.ar

V: 633 T: 360338