Fuerte apoyo sindical al proyecto para pagar la deuda con el FMI con el dinero fugado al exterior

Dirigentes de gremios de la CGT y las dos CTA expresaron su apoyo para que “la deuda la paguen los que la fugaron”. Participaron el camionero Pablo Moyano, el docente Hugo Yasky, el mecánico Mario Manrique, el gráfico Héctor Amichetti y el estatal Hugo Godoy, entre muchos otros.

Por Redacción*

Dirigentes de la Confederación General del Trabajo (CGT) y de las CTA de los Trabajadores y Autónoma, respectivamente, expresaron su “respaldo total” al proyecto de ley que crea el fondo para la cancelación de la deuda con el FMI que contrajo Mauricio Macri. Lo dijeron durante un encuentro que mantuvieron con los senadores del Frente de Todos. Allí, los gremialistas les anunciaron que trabajarán de manera conjunta para “militar” el apoyo popular a la norma que comenzó a debatirse en la Cámara alta.

El compromiso asumido por estos sindicalistas busca generar las condiciones objetivas de apoyo que incrementen las posibilidades de sancionar la norma que buena parte de la oposición rechaza. De allí la reiteración por parte de los gremialistas presentes de comprometerse a “militar” la iniciativa. El jefe del bloque de senadores del FdT, José Mayans, les agradeció la participación activa de los gremialistas: “Alguien decía que la verdadera democracia es la que hace lo que el pueblo quiere”, afirmó el legislador formoseño, que recordó la gestión de la deuda durante el kirchnerismo para luego contraponerla con la gestión macrista que volvió a sobre endeudar a la Argentina.

La reunión en el salón Illia de la Cámara alta se colmó de dirigentes gremiales de las tres centrales de trabajadores. Hasta ahí llegaron Pablo Moyano (Camioneros-CGT), Hugo Yasky (CTA-T), Héctor Amichetti (Gráficos-CFT), Hugo Godoy (ATE); Omar Plaini (Canillitas) y; Ricardo Peidró (CTA-A). Además de Edgardo Llano (APA), Walter Correa (Curtidores-CFT), Agustina Panizza (ATE Capital) Mario Manrique (Smata), Carlos Minucci (Apasee-CFT), Yamile Socolovsky (Conadu), Carla Gaudensi (Fatpren) y Vanesa Siley (Sitraju-CFT), entre otros.

Mayans afirmó ante los dirigentes gremiales que el gobierno de Cambiemos nunca hizo lo que el pueblo necesitaba y dijo que “trataron de tapar ese programa lamentable y nefasto con crédito, más crédito, más crédito”. Luego agregó que ahora “el que está pagando los platos rotos es el trabajador, el jubilado, el pensionado y los beneficiarios de los programas sociales”. En ese sentido advirtió que “si no tenemos independencia económica no tenemos soberanía política, y no podemos tomar las medidas que el Estado necesita para alcanzar la paz social en Argentina. Por eso nos alegra mucho que estén ustedes hoy acá”, resumió.

Sobre el proyecto Mayans estimó que está dirigido a “aquellos que se dedicaron a la fiesta financiera, no son muchos ¡eh! Estamos hablando de 190 personas”, destacó.

A su turno, el senador del FdT Oscar Parrilli consideró que “es muy importante que los representantes de los trabajadores estén comprometidos” con el proyecto para cancelar la deuda con el FMI, y sostuvo que “cuando está el Fondo no hay democracia”.

Moyano, a la sazón cosecretario general de la CGT, fue quien primero expresó “el apoyo total” al proyecto de las centrales sindicales: “No es casualidad que somos los mismos que peleamos los cuatro años del macrismo. Lo vamos a militar en la calle cuando sea necesario. Quiero manifestar el apoyo total de la CGT”, reafirmó el miembro del triunvirato.

Por su lado, Yasky destacó que “en cada festival de endeudamiento y fuga siempre el hilo se cortó por lo más delgado y terminamos pagando los sectores populares. Este proyecto es una oportunidad para quebrar ese círculo y que por fin alguna vez paguen los que fugaron divisas a las guaridas fiscales. Por eso las trabajadoras y los trabajadores vamos a llevar el debate a cada rincón de nuestro país y vamos a salir a las calles para apoyar que la deuda no lo paguen los de abajo”, dijo el también diputado del FdT.

Plaini, titular del gremio de canillita y senador bonaerense, coincidió con sus compañeros sindicalistas y con vehemencia se comprometió “a militarla en cada plaza de la República” y aseguró que “Estados Unidos acabó con el secreto bancario de la banca suiza” y “hay que decírselo claro a esos medios que desinforman”. 

Por su lado, el secretario general del gremio gráfico Amichetti pidió “articular la acción parlamentaria con la acción de los sindicatos” y dijo que se comprometía desde su organización a “generar conciencia” para el apoyo al proyecto.

El estatal “Cachorro” Godoy también manifestó su compromiso y dijo que le parecía “muy bien que no sea un blanqueo sino que se trate de acciones del Estado para que se pueda avanzar sobre fuga de capitales” y opinó que quienes “estafaron y fugaron la riqueza del país deben pagar”. Eso sí, advirtió que el rechazo de la oposición se debe a que “fueron socios de la estafa y no van a querer que esta ley se apruebe, los que son representantes de estos estafadores, no van a querer, como tampoco quieren que se investigue la deuda”

El apoyo sindical fue el primer espaldarazo al proyecto que comenzó a discutirse ayer en un plenario de comisiones de la Cámara alta. Una propuesta que desde el FdT se quiere extender a toda la sociedad para vencer la resistencia de sectores económicos concentrados y la alianza macrista que se opone en el Congreso.

Fuente Página 12Centrales de trabajadores, Centrales trabajadores, Movimiento obrero,

www.prensared.org,ar